¿Cómo mejorar nuestra protección de datos en Internet?

proteccion-datos-personal-internet

¿Cómo mejorar nuestra protección de datos en Internet?

La tecnología nos rodea, tiene muchas ventajas a la hora de hacernos la vida más fácil, pero también existen riesgos por ello al encender el ordenador o el teléfono móvil deberás saber qué información estás compartiendo, la mayoría de las veces de forma inconsciente, y todos estos datos se almacenan en la red.

Es importante ya no sólo saber usarlo, saber qué estás dando sino también es primordial conocer tus derechos y las posibles amenazas que te puedes encontrar por Internet. Los ciberriesgos están tan cerca de ti que te sorprenderías de lo cerca que has estado alguna vez de sufrir un ataque virtual.

 

Protección de datos personales

  • Controla la privacidad de tus dispositivos, es un pilar básico de seguridad proteger con contraseñas los dispositivos móviles, en caso de extravío o robo no nos quedaremos expuestos con más información.
  • Conoce tus derechos, todas las empresas españolas están obligadas a proteger los datos de carácter personal mediante la LOPD, especificando que los datos que te solicitan los van a usar y dónde y con qué fin.
  • Gestiona correctamente tus perfiles sociales, la mayoría de las redes tienes opciones para proteger tu privacidad, es decir, qué dejas ver a otros usuarios.
  • Retirar información publicada en Internet, puedes solicitar a Google que quite tu información personal confidencial, como el número de cuenta bancaria o una imagen de tu firma manuscrita, de los resultados de búsqueda de Google.
  • Derecho al olvido, es importante saber que el derecho al olvido es impedir que nuestros datos personales pululen por la Red cuando la información está obsoleta o no tiene relevancia pública. Cuando alguna de estas dos premisas no se cumplen, se puede ejercer el derecho al olvido.

 

¿Cómo mejorar nuestra protección de datos en Internet?

  • Contraseñas, ni el famoso 1234, ni la fecha de tu cumpleaños, ni la misma combinación de números y letras en todas partes.
  • Tapar la cámara del portátil cuando no lo estés usando, pues existen teorías conspiratorias y otras que no lo son tanto en las que al aceptar la política de privacidad sin leerla siquiera estamos dando acceso a nuestra cámara y por tanto a todo lo que pueda ver de nosotros. Además, los piratas pueden grabar imágenes de la víctima sin que esta sepa que está siendo grabada y publicar las imágenes.
  • Doble verificación, cuando se accede a la cuenta desde otros dispositivos al activar esta opción se recibe un código al teléfono móvil. En el caso de ser atacado y el pirata sepa la clave no podrá entrar porque es necesario el código que has recibido en el móvil.
  • Biometría, en un futuro no muy lejano el acceso a cuentas y perfiles se hará por biometría, es decir, se empleará la distancia entre los ojos o el físico de las personas como contraseña. Mucho cuidado también con este sistema pues una vez te han robado las huellas dactilares no se pueden cambiar.

 

Privacidad en Internet y protección de datos personales

  • Sentido común, si no nos dejamos la puerta de nuestra casa abierta, tampoco deberíamos dejar una sesión abierta en el navegador.
  • Nombres de contraseñas comprometidos, fíate del famoso refrán “no pongas todos los huevos en la misma cesta”.
  • Información comprometida por correo electrónico, evitar enviar por cualquier método escrito contraseñas, códigos de tarjetas de crédito, o información susceptible de ser usada por terceros.
  • GPS y wifi desactivada, nadie tiene por qué saber tu ubicación, también tener cuidado al acceso a wifis públicas pues no puedes tener la certeza de que tus datos están cifrados ni al enviar ni al recibir.