Claves para reusar

    Por favor, prueba que eres un humano seleccionando la llave.

    claves para reusar

    Claves para reusar

    Reusar los productos y las materias primas es importantísimo para reducir los efectos de la actividad de los seres humanos en el planeta. Algunas claves importantes para mantener esta actitud son no dejarse seducir por campañas publicitarias que incitan al consumo innecesario, dar nuevos usos a través de la creatividad o donar para que otras personas puedan disfrutar de ello. Es necesario tener una mirada de conjunto.

    En qué consiste reusar

    Aunque muchas personas tienden a pensar que reciclar y reusar es lo mismo, la realidad es muy distinta y ambas forman parte de una actitud mucho más amplia: las tres erres del reciclaje. En ese marco, reusar es una práctica que consiste en darle una nueva utilidad directa o indirecta a un residuo.

    Por ejemplo, convertir unas botellas de plástico de agua en maceteros para las plantas. O utilizar la ropa que ya no queremos como trapos para limpiar la casa. Un alivio para el planeta, pues no tenemos que extraer los recursos nuevamente para fabricar productos. Ya están ahí. Aún conservan utilidad.

    en que consiste reusar

    Por qué es importante reutilizar

    Todas las prácticas contenidas en las tres erres del reciclaje son fundamentales para proteger los hábitats y a los animales que los habitan. Sin reutilización, reducción ni reciclaje, la biodiversidad sufriría todavía más y el cambio climático continuaría acelerándose. No podemos permitirnos no reutilizar.

    La importancia de reciclar y reusar radica tanto en la reducción de la explotación de recursos como en otras consecuencias secundarias: una menor emisión de gases de efecto invernadero y una menor contaminación ecológica. ¿Lo tienes claro? Pues veamos ahora qué productos pueden ser reusados.

    ¿Qué cosas se pueden reusar?

    Está claro que hay residuos que no deberían ser reutilizados. Hablamos de aquellos residuos domésticos del día a día que podemos considerar peligrosos. Como los plaguicidas, los medicamentos o aquellos productos que son inflamables. Esos deben ir directamente a los contenedores y puntos limpios habilitados para ellos. Por lo demás, y en lo que respecta a los residuos no peligrosos, puedes reutilizarlo todo. Lo único que debes aplicar a la ecuación es creatividad e ingenio. Así podrás encontrar un nuevo fin para cualquier desecho.

    por que es importante reutilizar

    Papel y cartón

    El papel y el cartón no son materiales especialmente resistentes. A fin de cuentas, pueden verse afectados a causa de la humedad y otras condiciones ambientales. Sin embargo, son perfectos para crear juguetes. En particular los residuos de cartón: rollos de papel higiénico, rollos de papel de cocina, cajas… Puedes usarlos para crear, junto a tu hijo o hija, divertidísimas manualidades. En internet encontrarás muchos tutoriales.

    Plástico

    Los seres humanos tenemos un serio problema con el plástico debido al abuso que hemos hecho de él y sus variantes, así como de la mala gestión de los mismos cuando se convierten en residudos. No obstante, estos materiales son geniales por su resistencia y durabilidad. Así que no tires tus envases de plástico y busca una segunda utilidad práctica. Seguro que encuentras algo. Y, si no, ve a Google. Allí está la solución.

    Vidrio

    El vidrio es un material excelente. Uno que además podemos reciclar al 100%, lo que nos permite recuperar toda la materia prima para volver a producir más. No obstante, el reciclaje supone una inversión de energía y de recursos. ¿Por qué no darle una segunda vida a tus residuos de vidrio? Son especialmente útiles cuando se trata de crear artículos decorativos. Nuevamente, tienes un mundo de posibilidades ante ti.

    Ropa

    La ropa es probablemente el residuo más fácilmente reutilizable. A fin de cuentas, no necesitas buscarle una segunda utilidad: ya tiene una que puede servirle a muchas otras personas una vez la pierde para ti. En este sentido, hay muchos contenedores en los que puedes donar tus textiles usados. No esperes que todo se arregle solo. Conviértete en un ejemplo de reciclar y reusar. Estamos todos en el mismo barco.